ULTIMA HORA

El DIM está en la final de Colombia gracias a Octavio Zambrano

El Independiente Medellín, que dirige el ecuatoriano Octavio Zambrano, tumbó al campeón vigente Deportes Tolima al vencerlo 2-0 en Ibagué, resultado con el que consiguió la clasificación a la final de la liga colombiana, en la que se enfrentará al Junior de Barranquilla.
En el partido de vuelta de las semifinales, tras el empate 2-2 del miércoles pasado en Medellín, el equipo antioqueño se impuso con goles del argentino Germán Cano, que llegó a 18 tantos en el torneo, y de Juan Fernando Caicedo. En el partido también actuó en el segundo tiempo el defensa ecuatoriano Luis Luna, quien jugará su segunda final, tras actuar con Delfín el año anterior.
El poderoso, como es conocido el Medellín, regresa a una final luego de dos años y medio, pues la última vez que lo hizo fue en el Torneo Apertura de 2016 cuando se enfrentó, casualmente, al Junior y lo derrotó.
El campeón vigente del campeonato tomó la iniciativa y comenzó a hacer daños con sus extremos Ómar Albornoz y el venezolano Luis González, quienes se juntaron con el mediapunta Daniel Cataño e hicieron daño en campo contrario.
Las oportunidades llegaron con remates del goleador Marco Pérez, del central Julián Quiñones y de Cataño, quien mandó un cabezazo al palo al 35 tras centro de González.
Sin embargo, para la etapa complementaria los visitantes cerraron las bandas, comenzaron a hacer daño en ataque e incluso le anularon un gol a Cano en los primeros minutos.
Pese a ello, el argentino abrió el marcador al 58 en una jugada en la que aprovechó un rebote que dio el portero del Tolima Álvaro Montero tras un centro de Andrés Ricaurte, se deshizo del guardameta y mandó el balón al fondo de la red ante la sorpresa del público local.
Tres minutos después el árbitro expulsó al centrocampista local Rafael Carrascal por una supuesta agresión y protesta desmedida, y el campeón vigente tuvo que remar a contracorriente.
Los ibaguereños tomaron riesgos y convirtieron en figura al portero del Medellín David González, quien sacó varios balones clave que le dieron aire a su equipo.
Así pues Juan Fernando Caicedo, en un contragolpe, acabó al minuto 76 con la ilusión del Tolima y selló la clasificación del Medellín, que bajo el liderazgo de Zambrano sueña con bordar la séptima estrella en su escudo.
Entre tanto, el Junior empató 1-1 a primera hora con el Rionegro Águilas, con lo que pudo aprovechar el triunfo 2-3 en el juego de ida para asegurarse en la final.
Con su clasificación a la final, el Junior aseguró también un cupo en la Copa Libertadores de 2019.

ALupercio

Es un medio de Comunicación que facilita intercambiar ideas y mostrar la realidad de nuestros pueblos

Deja un comentario